El Ayuntamiento programa para 2019 la reurbanización integral de la primera fase de la barriada de Juan XXIII en el distrito Cerro Amate

Esta actuación será una siguiente fase después de que en el año 2017 se haya completado la reurbanización y adecuación de la plaza Juan XXIII donde se han invertido 200.000 euros 

El alcalde mantiene un encuentro con vecinos y vecinas y realiza un recorrido por el barrio en el que se abordan distintas actuaciones en materia de alumbrado público o reordenación de espacios

El Ayuntamiento de Sevilla tiene programado para el año 2019 la reurbanización integral de la primera fase de la barriada Juan XXIII de Cerro Amate. Se trata de una de las actuaciones previstas por Emasesa dentro de su plan de proyectos en la ciudad para los próximos meses y, por tanto, también incluirá la renovación total de las redes de abastecimiento y saneamiento. Esta intervención supone una nueva fase tras la inversión ejecutada el pasado año de 200.000 euros que ha permitido la reurbanización completa de la plaza de Juan XXIII con un diseño que además ha tenido en cuenta las propuestas y peticiones de comercios y residentes.

 

El alcalde de Sevilla, Juan Espadas,  ha informado sobre este nuevo proyecto durante una visita realizada a esta barriada junto al delegado del Distrito Cerro-Amate, Juan Manuel Flores, y ha destacado que “se trata de una iniciativa necesaria en una zona en la que la mayoría de la población está conformada por personas mayores y que requiere desde hace años una profunda intervención para mejorar el estado del viario y la renovación de las redes de saneamiento y abastecimiento, así como de las acometidas domiciliarias, debido al estado de antigüedad que presentan”.

 

En el proyecto, en el que ya está trabajando Emasesa y que estará coordinado con la Gerencia de Urbanismo, además de la reurbanización integral del viario también están previstas actuaciones en materia de alumbrado público o de reordenación de espacios, como es el caso de la eliminación de parterres que se encuentran en mal estado.

 

La barriada de Juan XXIII data de 1963 y fue construida con el objetivo de facilitar alojamiento a los afectados por la última inundación o riada que tuvo lugar en 1961. En concreto, la primera fase, conformada por casitas bajas de dos plantas, se terminó de construir en 1964. Entre 1965 y 1966 finalizó la construcción de la segunda fase, compuesta por cuarenta bloques de pisos de cuatro plantas y cuatro torres de once plantas.

 

Al margen del anuncio de este proyecto, el alcalde abordó con los vecinos y vecinas de Juan XXIII otros aspectos relacionados con la gestión municipal como la programación de limpieza y de poda en la zona. Al mismo tiempo, visitó la Plaza Juan XXIII, que ha sido objeto de una inversión en 2017 con un  presupuesto total de 200.000 euros con el que se ha completado la renovación de las redes de abastecimiento y saneamiento, la reurbanización completa de este espacio, la renovación de los juegos infantiles, de petanca y de mayores y un nuevo alumbrado. En el encuentro se analizaron también las reformas llevadas a cabo en el CEIP Juan XXIII, que con un presupuesto de más de 60.000 euros han permitido sustituir la impermeabilización de todas las cubiertas del centro escolar, así como las reurbanizaciones de las calles Eva Cervantes y Nescania, ubicadas en el área de influencia de esta barriada.

0
0
0
s2sdefault